Monte Toro, Menorca.

Monte Toro: la montaña más alta de Menorca

Monte Toro, con 350 metros de altura, es la montaña más alta de Menorca y su mirador, al que se accede desde la población de Es Mercadal, ofrece una excelente panorámica de la isla.

Para llegar allí iremos  en dirección a la Me 1 hasta llegar a la población de Es Mercadal y ahí cogeremos el desvío que indica Fornells y Costa Norte hasta encontrar la desviación a la subida de Monte Toro.

En el camino de la Me 1 hacia Mercadal viniendo desde Mahón podremos detenernos en el parador de Sa Penya de S’Indio, uno de los lugares más emblemáticos y característicos de Menorca.

Y es que este parador debe su nombre a la roca que desde allí se observa. Una roca que recuerda el perfil del rostro, e incluso el plumaje, de un indio americano.

La subida al Monte Toro, prevista para el primer fin de semana de Junio, forma parte de las carreras de velocidad disputadas para el campeonato de Baleares.

Aunque se trata de un tramo de unos 5 kilómetros, hace falta una gran pericia para llegar a la cima sin percance alguno a la velocidad que desarrollan los coches.

Preside la llegada a la cima un monumento con una Cruz, que da acceso a la entrada al recinto del monasterio.

Según cuenta la tradición, a los monjes que acompañaron al rey Alfonso III en la conquista de Menorca, en el año 1287, les fueron obsequiadas dos propiedades. Una en Ciutadella y la otra en las cercanías de Es Mercadal, como reconocimiento a su labor. Y es ahí donde empieza la leyenda del Monte Toro.

Se dice que una noche, un anciano religioso vio como un rayo de luz subía hasta el cielo y este fenómeno se repitió en varias ocasiones.

Así que decidió contarle al padre superior este extraño fenómeno. La noche siguiente subieron en procesión hasta la cima de la montaña, subida de extrema dificultad por la densidad de la maleza. Y de repente se apareció un toro, que al ver los crucifijos de los monjes se amansó y los guió hasta la cima.

En el camino encontraron unas enormes rocas que les impedían el paso, el toro las destruyó con sus cuernos para despejarles el camino y desde entonces este lugar es conocido como el Pas del Bou o el paso del toro.

Una vez en la cima el animal se inclinó delante de una cueva donde salía una luz muy poderosa y los religiosos encontraron a la virgen con el Niño Jesús en brazos.

Llevaron la imagen hasta su convento, pero al día siguiente la imagen desapareció y de nuevo la encontraron en la cima del monte.

Ante este hecho los monjes entendieron que la voluntad de la Señora era la de habitar en la cueva, por lo que construyeron una capilla y con posterioridad un convento donde se mudó la orden de la Merced.

Desde aquel milagroso momento, Monte Toro se ha convertido en lugar de peregrinaje para los menorquines y sus visitantes.

En la actualidad se encuentra allí la orden de las Franciscanas, que compaginan su retiro espiritual, a la vez que regentan una posada para albergar a los peregrinos.

El 8 de mayo los menorquines suben en romería para venerar a su patrona, la Virgen de Monte Toro. Celebran la bendición de los vientos como una alegoría a los frutos que nos brinda la tierra. En el patio de la edificación se encuentra un monumento que evoca a los menorquines que emigraron a la Florida.

La virgen tallada en madera es una imagen obsequiada por unos obispos que llegaron a la isla después de una fortísima tormenta. En agradecimiento a su salvación decidieron donarla y fue canonizada en 1943.

Se encuentra en la cúpula del altar mayor, cuenta con 3 capillas laterales a cada lado, en una de ellas podemos observar la cueva donde fue encontrada la imagen.

¿Sabías qué la virgen anterior resultó quemada en un incendio, aunque fue escondida por un payés de Es Mercadal durante el periodo de la guerra civil española?

Es también un lugar donde se realizan retiros espirituales debido a su enclave. Es un lugar ideal para la meditación donde no resulta complicado encontrar la paz espiritual.

Además, también podemos encontrar un restaurante que brinda un menú de calidad, a muy buen precio. Tiene una terraza donde podrás disfrutar de unas vistas únicas de Menorca.

El Ascenso y descenso con el coche se han de realizar con máximo cuidado, existe un importante grado de desnivel.

En Doral Auto, tu empresa de alquiler de coches en Menorca, te ofrecemos una amplia selección de coches de alquiler. Puedes elegir el que mejor se adapte a tus necesidades. Queremos que puedas disfrutar con total comodidad de este y otros paseos por Menorca.

Publicado en Deporte, Ruta en coche, Tradiciones y etiquetado , .

Doral Auto